Safari en Kruger

Mi primera experiencia del Safari de animales salvajes «de tierra» en Sudáfrica.

#África era mi gran asignatura pendiente.  Nunca he sabido decir bien por qué, pero la verdad que no me llamaba, -y era raro, siendo el paraíso de los animales salvajes-, y el venir ha sido “culpa de las Sardinas” 😬😬
El caso es que he probado la experiencia de un safari en un Parque Natural, nada de reservas, o enlatamientos (que ya sabéis que no me gustan)  y como era de esperar…. he flipado. 😁😁

Fuimos al Parque Nacional Kruger, de Sudáfrica, al terminar el Sardine Run. Vuelo Durban Nelspruit. Con mi amigo del alma Oscar, en un mano a mano, a nuestro aire, coche de alquiler y a rodar por los caminos. Un trozo enorme de país, del que solo podemos ver un pequeño trozo… pero tan lleno de vida que es suficiente!!

El hotel lo elegí yo, y fue todo un acierto. El Pestana Kruger, justo a la entrada del Parque, a la orilla del río, y nos hicieron upgrade de habitación, en las llamadas «leon», cuya terraza daba directamente al río y se escuchaba perfectamente el rugido de los hipopótamos, no se si de algún felino, y diversos cantos de aves y un trajinar continuo de tanta fauna que llega ahí a beber. Estar nada más salir el sol en esa terraza desayunando, viendo a los hipopótamos darse un baño, a las garzas remojarse las patas, los flamencos volando hasta encontrar a su lugar, los grupos de ungulados como los impalas y otros en las zonas de hierba, y los cocodrilos como si no hubiera mañana… ha sido espectacular, la verdad.

Siguiendo los consejos de Jorge decidimos hacerlo por nuestra cuenta con el coche, ya que en este parque se da la opción; tienes un mapa con los caminos, y no es más que ir por ellos a tu aire, parando donde quieras y  no pasando en ningún momento de 50 ya que hay radares… Realmente ¿¿quien quiere ir a más velocidad, si lo que se trata es justamente de ir bien despacio para estar avizor a lo que pueda aparecer en tu camino??

Es la forma que sin duda recomiendo a cualquiera que sea como yo, que realmente disfruta de la vida natural y salvaje, tiene pasión por los animales y lo que busca es conocerles un poquito más, ver cómo se mueven, se comportan, actúan, cómo, básicamente «son ellos» sin más. Para eso sabemos que hay que dedicar tiempo, paciencia, silencio y mucha ilusión, algo que no todo el mundo está dispuesto a gastar porque tienen otras motivaciones.  Y es que he aprendido que la mayoría de la gente viene a estos sitios a hacer “check” en los animales, sin mucho más. Lo aprendí en la única actividad que contratamos, un safari “sunset – night” que no se puede hacer de otra forma. Vimos bastantes cosas , pero casi me tiro de los pelos cuando volvían a aparecer rinocerontes (¡Rinocerontes, por favor!!!! Cuantos 🦏 ves en tu día a día como para no emocionarte al tenerlos delante???) y pasábamos de largo porque “ya los habíamos visto” 🤦‍♀️🤦‍♀️🤦‍♀️🤦‍♀️
Para mis nervios… me hubiera comido a a alguien yo…

Asi que a nuestro aire ha sido fabuloso, no sé si hemos visto mucho o poco, porque nadie nos ayudaba a ver donde nuestros ojos no saben mirar, pero así hemos estado bastante solos gran parte del recorrido, ya que nos metíamos por caminos que no había coches, aunque fueran más largos e incómodos y tengo claro que todo lo que ha pasado por delante ha sido enormemente disfrutado y valorado, pasando buenos ratos mirándolos y observando comportamiento, movimientos y demás.

¡¡Una maravilla!!!

🐘 He vibrado con tantos elefantes y casi lloro cuando dos pequeñines se han puesto a jugar a escasos metros del coche…
🦒 Cuando se ha parado una familia entera de jirafas, con sus jirafitas, delante y ha estado quieta tantísimo rato y luego a su ritmo tan elegante, sin importarles nuestra presencia.
🦓 Las cebras, tan tranquilas, tan bonitas!!
🦌 Con los ñus, impalas, antílopes y todo tipo de ungulados de por aquí, que hay a montones y son preciosos m!!
🦏 Rinocerontes, con sus cuernos, pensar lo que les hacen, para llorar!
🐒 los monos, pocos pero hermosos!
🦅🦉🦆 De aves….. uffff, preciosas, de todo plumaje (aguilas, búhos, tipos de perdices, pájaros carpinteros, garzas, flamencos y tantos otros que ni idea que son) …

Monisimos un grupito de Suricatos tomando el sol en una roca; ardillas, armadillos y roedores variados…
Desayunar viendo los hipopótamos 🦛 en el río y luego bien de cerca ha sido todo un espectáculo, y ni digo de los cocodrilos 🐊 🐊 que poblaban el agua!!!
Atardeceres de escándalo, y las hienas saliendo al ponerse el sol, cerca de los Wild Dogs…

Y de despedida, a bien pocos km de salir, aparecen 3 pedazo de búfalos 🐃 🐃 🐃 que nos han provocado entre admiración y susto porque estaban a dos palmos del coche y nos miraban y resoplaban que daba miedito hasta que han enfilado carretera atrás…

El desfile ha sido variado, la verdad, y los que se me pasa comentar, aunque la pena es que se nos han resistido los “lindos gatitos” y ni uno solo de los felinos salvajes se han presentado a la cita (ni leones, ni leopardos, ni guepardos… na de na 😭😭😭 ¡rancios, sosos, cobardeeeeessss!! 😡😡😠)

Pero no me quejo en absoluto.
Es naturaleza pura, tal cual, y no lo cambio por nada!!

Sin embargo, la anécdota del safari nocturno, fue buena… En el jeep se repente oigo que se me cae el móvil del bolsillo, me pongo a buscarlo, nada, no aparece… me empiezo a desesperar… ¿es que hay agujeros???
Pues si, coño, había agujero!!!! Se coló entre la lona y el exterior del camión y a la carretera que fué 😱😱…. Tardé en reaccionar y pasó un rato de seguir conduciendo hasta que grité que pararan y expliqué todo…
Tuvimos que dar la vuelta (camino estrecho, jeep grande, conductora no demasiado buena 🤫) y volver sobre la marcha para localizarlo, rezando que no hubiera venido otro coche por detrás, ya empezaba a estar oscuro…
Apareció ahí tirado (y solo una rayadita de pantalla, oiga!!) y tuve que pedir disculpas a todos por la vuelta y el retraso, alguno me miraba con mala cara… y en esto que alguien grita y señala (algo hay!!), miramos y…
¡¡¡WILD DOGS!!!!
Una manada de perros salvajes, por lo visto difícil verlos, cruzando delante nuestro, qué bonitos, con ese rabo blanco tan especial…. algo totalmente nuevo para mi!!
Todos emocionados, porque estuvieron un rato… y de repente, se nota movimiento y aparece un Impala (tipo de ciervo de aquí) corriendo como loco… perseguido por uno de los Wild Dogs buscando la cena!!! Fue un momento de esos bestiales, y al acabar el guía dijo…. “sois muy, muy afortunados por haber visto esto…. y ha sido gracias al móvil de la chica!!” Y todo el mundo a aplaudirme jajajajajaja

Me queda reorganizar fotos y vídeos, sacar las de la cámara grande a ver si algo se salva y en la retina y memoria un recuerdo increíble….

Un enorme agradecimiento a mi querido Óscar, porque aguantar tantas horas a Hellen en “modo animal”, creo que merece un monumento y todo el reconocimiento…

Y lo malo es que me ha picado ya el gusanillo y ahora me quedan ganas de más 🙈🙈🙈…. ¡¡Va a ser un peligro!!

En definitiva #Sudafrica una muy grata experiencia en el agua y en tierra… habrá que pensar en repetir y llegar a tantos sitios que se han quedado en el tintero. Lo poco que he visto e intuido, lo recomiendo y mucho, es un destino increíble….

Aquí va una buena sesión de “animaladas” 😁😁😁

 

 

Aunque apenas se ven, sirva para demostración. Son los Wild Dogs corriendo tras el impala (que no sale en la foto, esto era detrás de nuestro jeep), una de los regalos disfrutados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar estas etiquetas HTMl y artributos.

Todo el contenido de esta página es propiedad y opiniones personales de © Hellen Faus. Los contenidos externos están indicados o vinculados a sus sitios web o sus autores. Si ves algo que no debería estar, equivocado o incorrecto, no dudes en hacérmelo saber.